De vuelta de todo – @Darkvelvet1

Darkvelvet1 @Darkvelvet1, krakens y sirenas, Perspectivas

La vida.
Inmensas puertas color escarlata.

Al calor de lo que fue, de lo que se dejó como excusa en pago. Y de esa piel ya nada será tuyo. Nada queda de ti en sus dedos, con todas las veces que entraron dentro de ti, con tantas veces que gemir fue un lenguaje único. De tanto que la fiebre besó y ese aliento te dejó fuera de juego.

El deseo.
Interminables espirales de espuma y café fuerte.

Y ser la curva alfa en las piernas de aquel chico dulce que escondía tantas ganas y unos labios que mordían las cuestiones de la seda. Algunos pasajes de Sade, algunas veces en las escaleras, en los bares.

Las noches.
Centro y ruina de las estrellas temblando.

Aguaceros con nombre, ojos con colores imposibles, las drogas… Algunos callejones con historia, con voz y canciones. El billar que ardía en la espalda. Los retos, las caricias que no se esperaban. Las luces de neón en las venas y el sol de la mañana como exorcismo.

Los amigos.
Lugares con refugio, bebida y alma.

Interminables. Jugando a ser los héroes, los mejores, los abrazos que salvan y amotinan. Historias que siempre dan sonrisas y calor. Las fuentes de la locura y las opciones infinitas. La fortaleza, la decepción… las despedidas, la ausencia…

Cuantas veces más quisiera estar de vuelta de todo eso. Nunca se vuelve suficientes veces. Nada es suficiente si aún te queda espacio en los ojos. No mueras, no digas que ya volviste de todo, porque aún te quedan sitios a los que ir. Y volver, con ganas, con hambre, con la maleta lista para nuevos viajes. Que tu mirada nunca ceda.

Y a veces no se vuelve… se queda uno en la piel de ese recuerdo.

Y que todo te sorprenda…

Ya habrá tiempo de deshacer las maletas.

Puedes seguir a @Darkvelvet1 en Twitter