Deseo en cinco letras – Macon_inMotion

Macon_InMotion @Macon_InMotion, krakens y sirenas, Perspectivas

Sólo una luz se mantenía iluminada en el edificio. Las dos de la madrugada. La habitación, que olía a sexo, estaba ahora llena de tensión. Una mujer desnuda en la cama, tapada con un nórdico frente a un hombre armado, también desnudo; conversaban. -Hace menos de media hora estabas follándome. No puedes hacerme esto -musita la mujer, alterada-. -No se trata de tí, yo no mato por deporte. Mato por encargo. -Me dijiste que me deseabas. -No lo niego. -¿Entonces?…no …

Olvido – @Macon_inMotion

Macon_InMotion @Macon_InMotion, krakens y sirenas, Perspectivas

Su impoluto traje contrastaba con la apariencia del resto de pasajeros así como con el aspecto general del autobús que serpenteaba por la comarcal, paralela a la linea de la costa. De riguroso negro, zapatos y corbata incluída, miraba con la espalda erguida a través de los sucios cristales del vehículo. La mente divagaba sobre la última vez que pisó aquella tierra. El calor hacía mella y la gomina y el sudor se entremezclaban, bajando por su frente. En cada …

Sin vergüenza – @Macon_inMotion

Macon_InMotion @Macon_InMotion, krakens y sirenas, Perspectivas

Olía intensamente a sudor en la sala y el verde sucio de las paredes daba un ambiente decadente y dejado a la escena. Una puerta, una mesa, dos sillas, un enorme espejo en un lateral y una ventana en la pared opuesta. Eso era todo. Un hombre con mostacho golpeaba unos folios contra la mesa para ordenarlos. -Bueno a ver.- dijo por fin mientras cogía una taza de café. -Nombre, apellidos, edad…no nos interesa. Ehm… A ver…uhm… sí… Cargos… veamos… …

Cierra al salir – @Macon_inMotion

Macon_InMotion @Macon_InMotion, krakens y sirenas, Perspectivas

Una tímida gota de sudor reflejaba la luz amarillenta de la sala donde estaba aquel chico. Mal momento para que apareciese. Reflejaba nerviosismo y este sería advertido por el resto de personas que estaban sentadas a su alrededor. -Qué te pasa, ¿estás nervioso? porque entonces creo que aprovecharé para apostar.- dijo el gordo que llevaba toda la noche jodiendole a base de resubir todas sus apuestas, mientras le miraba con una sonrisa burlona. Apilaba las fichas tranquilamente, sabedor de que …

En ningún lugar – @Macon_inMotion

Macon_InMotion @Macon_InMotion, krakens y sirenas, Perspectivas

Fumaba, nerviosa y el humo flotaba por la habitación, inundándolo todo. Llevaba mas de 96 horas encerrada en un habitación y el entorno lo delataba. Cajas de pizza amontonadas al lado de la puerta, cajetillas de tabaco por todas partes y envoltorios vacios de chocolatinas de la máquina del pasillo. Los nervios a flor de piel, tensos. A punto de romperse, como una cuerda de guitarra. Cada carrera por el pasillo del motel hacía que se le parase el corazón …

No lo pienses – @Macon_inMotion

Macon_InMotion @Macon_InMotion, krakens y sirenas, Perspectivas

Un chaval de apenas treinta años salía a empujones de un bar. Las palabras del camarero resonaban fuertemente en su cabeza, como un mantra. Tenía que salir de allí, tenía que salir del garito a cualquier precio. No huía de nadie y hasta hacía treinta segundos del único que huía era de él mismo. La gente le miraba indignada pero se apartaba, con miedo a increparle. Tal era la decisión de su mirada. Unos pocos segundos más y estaba fuera. …

Un día en la ópera – @Macon_inMotion

Macon_InMotion @Macon_InMotion, krakens y sirenas, Perspectivas

Unos dedos tamborilean, nerviosos, el volante. Sabe que no debería estar ahí. Desentona enormemente en la barriada periférica en la que se encuentra aparcado. Vehículo de alta gama, luces apagadas y motor en marcha. -Ese hijo de puta del viejo… se suponía que hoy era mi día.- se repite a si mismo una y otra vez sin dejar de mirar en todas direcciones. Así era. «Ese viejo hijo de puta», que no era otro que su tío, y él mismo, …

Tres balas – @Macon_InMotion

Macon_InMotion @Macon_InMotion, krakens y sirenas, Perspectivas

El cuarto estaba a oscuras, iluminado sólo parcialmente por la luz de una farola que entraba por la ventana y por la niebla que llevaba emitiendo diez minutos el pequeño televisor que coronaba la única mesa de la habitación. Todo era barato en aquel motel, la vida incluída. Había una persona tumbada boca arriba con un agujero de bala en la frente y una mueca de sorpresa desdibujando su cara, como si aún no se explicase de qué manera su …