Una colección de poesía – @dtrejoz

dtrejoz @dtrejoz, krakens y sirenas, Perspectivas

He llorado de alegría tantas veces que me cuesta imaginarme con tristeza. Porque el llanto desconsolado también puede estar lleno de emociones positivas, cuando el corazón no se resiste al milagro que lo arrodilla, a la pasión que lo vence. En este instante recuerdo cada canción recién escrita…mis canciones, mis melodías. Porque en algún momento me he visto atrapado por el fuego voraz de la inspiración, es entonces cuando me he encontrado una noche cualquiera en completo anonimato sobre la …

Ni conmigo ni sin mí – @sor_furcia

Sor Furcia @Sor_furcia, krakens y sirenas, Perspectivas

“Adiós, mi vida”, le dice mientras le besa, intentando no llorar, abrazándole tan fuerte como si no le fuera a ver nunca más porque, esta vez, seguramente así sea. De repente él emite un quejido “Quita, mamá” y se aparta de sus brazos dirigiéndose corriendo al interior de la escuela con sus compañeros. “Hoy vendrá a recogerle su padre”, le dice a la profesora, y echa a andar hacia el final de la calle sin dejar de pensar en lo …

Sirena de esquina – @BlasRGEscritor

BlasRGEscritor @BlasRuizGrau, krakens y sirenas, Perspectivas

Ella cerró la puerta de la habitación. No había hablado durante el leve trayecto que ambos salvaron gracias al viejo ascensor. Él sonreía, era extraño pero sonreía. Tardó unos instantes en despegar su reverso de la fría madera de la que se componía el portón. Su espalda desnuda, gracias al sugerente vestido que había escogido para aquella noche, había sentido en un primer momento la frialdad de la propia madera, pero tras un par de segundos de cortesía ya se …

I ‘ve got you under my skin – @Macon_inMotion

Macon_InMotion @Macon_InMotion, krakens y sirenas, Perspectivas

Era una mala idea. El comisario no paraba de repetirse esa frase en su cabeza mientras le cogía una copa de champán a un camarero que pasó a su lado con una bandeja repleta. El jardín estaba lleno de caras conocidas de diferentes esferas de la oligarquía local y la alta sociedad. Lo que él llamaba despectivamente «gente guapa». Había recibido la invitación hacía tres días de manos de un «empleado» de Santamaría, el anfitrión de la fiesta, un tipo …

Manga ancha – @soy_tumusa

soy_tumusa @soy_tumusa, krakens y sirenas

Creo que no hay nada comparable al dolor que siente una madre, cuando un hijo le levanta la mano cada vez que no consigue lo que quiere. Marcada de por vida, como un tatuaje, esa es la sensación que tengo cuando me paro a pensar en lo que cuesta parir un hijo, darle la vida, verle crecer y que marque tu cara con la mano que hace diecisiete años yo sujetaba, besaba y acariciaba, orgullosa de mi tierna creación. “A …