Nos toman por gilipollas – @JokersMayCry

JokersMayCry @JokersMayCry, krakens y sirenas, Perspectivas

Se marchitan. Los latidos. Un suspiro… y todos los ojalás volaron para confundirse entre las plumas de los dientes de león. Se alargan. Las cicatrices. Otro camino en la piel que no encuentra un horizonte.

Caducan. Las palabras. Las agujas de un reloj cosiendo soledades a la seda negra de un insomnio. Volcó la noche, las letras cayeron del papel al fondo de una canción y no se detuvieron, cavaron hasta morir en el silencio que hay tras la verdad.

Naufragan. Los sueños. Esas ilusiones escritas en barquitos de papel que zarparon sin mirar al pasado. Se demacran. Las sonrisas. Riela mi mirada perdida en aquel laberinto en el que se rompió el hilo de Ariadna y me encontré conmigo misma. Se pelean. Cien demonios, dentro mí, que no saben repartirse el cadáver de mi luz. Huyen. Las ganas. Acuden las polillas al sepia de un recuerdo feliz hasta borrarlo del tiempo.

Se derrama. El whisky, por el folio. Ahora son palabras inmortales en peligro de extinción. Me asusta. La gente. El ruido de su presencia envolviendo mi aura. Se rinden. Mis fuerzas. Se duermen en un lecho de pastillas.

Otra noche, con la calma que proporciona la nada que merezco, pensando en que me tomaron por la gilipollas que un día tuvo fe en el mundo, por la gilipollas que se aferró a la ilusión que hace olvidar lo aprendido. Sin duda, lo fui. Y el mundo no se para por gilipollas como yo.

 

Visita el perfil de @JokersMayCry